Skoda Fabia 2019: mejorando lo anterior

Mejorar lo bueno es sumamente difícil y este es el caso que nos ocupa. Tan solo ligeros toques estéticos interiores y exteriores hacen que el Fabia de 2019 esté, no un paso, si no varios pasos por delante de las anteriores versiones.

Ya sabemos que la estética va en gustos y lo que a unos nos encanta y encandila a otros les puede no gustar o parecer innecesario. Pero es un riesgo que hay que correr si quieres estar en “la pomada”.  En un segmento tan complicado como es el de los “ciudadanos”, y compitiendo con marcas muy arraigadas en él, el Fabia poco a poco se va haciendo con un trocito del pastel muy importante.

Y esto se ha conseguido con un trabajo abnegado intentado sacar al mercado productos con una calidad muy buena y un diseño también muy atractivo. Evidentemente la mano de sus “primos lujosos” se hace notar y las sinergias del grupo VW se ven refrendadas en los modelos de Skoda.

Fabia 2019

Pequeños retoques que hacen del Skoda Fabia un coche atractivo en todos los sentidos. Lo que primero hay que destacar es la posibilidad de tener la carrocería en bicolor. Techo y espejos los puedes elegir en color distinto al resto de la carrocería y esto hace que sea un coche muy atractivo a la vista. Si al mismo tiempo lo combinas con unas bonitas llantas, ahora disponibles hasta en 18´, las miradas hacia él están mas que aseguradas.

Estos cambios exteriores alcanzan también, como tiene que ser en cualquier “restyling” que se precie, al frontal a nivel de una nueva y dimensionada parrilla, paragolpes y los faros, ahora con led y cambio automático de cortas/largas. Acompañando a la parte delantera, la trasera también se cambia con una actualización de las ópticas y paragolpes.

Nueva parrilla, faros y paragolpes delanteros

Una vez acomodados en el interior, las modificaciones alcanzan a la instrumentación, ligeros toques en las molduras del salpicadero predominando, como antes, los plásticos duros y nuevas tapicerías, aumentado también el paquete de seguridad activa.

La versión 2019 está salpicada de pequeños detalles que hacen la vida mas cómoda y mas segura en el interior. Ahora los elevalunas con un solo toque pueden subir o bajar, dos tomas USB en las plazas traseras, soporte para tablets en las plazas trasera, alfombrilla de goma extraíble y lavable en el maletero… y detalles ya conocidos como el rasca hielos en el tapón del combustible, ahora también con medidor de profundidad de neumáticos, paraguas bajo el asiento del copiloto, linterna extraíble en el maletero…. Detalles que gustan al comprador y que en caso de indecisión pueden hacer que la balanza se incline al lado del Fabia.

La consola central está presidida por la gran pantalla táctil de 6,5 pulgadas desde la que podemos controlar multitud de opciones del Fabia, que van desde opciones de utilización del propio coche, hasta el fabuloso navegador, pasando por el equipo de sonido y radio y todas las opciones imaginables de conectividad compatible con Apple Car Play, Android Auto y Mirror Link.

CORAZON

Vamos a centrarnos en la versión mas potente ya que es la unidad que hemos tenido ocasión de “disfrutar”. Se trata de un motor tricilíndrico de 1.0 litros con turbocompresor y una potencia de 110 caballos. En esta versión esta disponible tanto una caja de cambios manual de 6 como una DSG de 7. En nuestro caso tuvimos la suerte de llevar la DSG y no nos cansamos de decir que es un autentico placer el usarla. Puede que haya todavía usuarios reticentes con este tipo de cajas pero a mi parecer es un autentico acierto.

Facilidad de uso, régimen adecuado en todo momento, comodidad a la hora de usarla.. todo son beneficios y, si tienes la necesidad de usarla de forma manual, su funcionamiento puedes catalogarlo como de perfecto y ejemplar.

Durante los casi 1.500 km de uso que tuvimos con el Fabia, con un 50% autovía y 50% ciudad, los consumos han sido bastante buenos. En carretera, con 4 personas y equipaje y velocidades legales, la media estaba en torno a los 5,8 litros aprox., que combinado con el gasto en tráfico urbano, se ha quedado en muy poquito por encima de los 6 litros. Una cifra bastante interesante, algo lejos de lo que anuncia la publicidad que sabemos que es tomada en unas condiciones irreales, pero nuestra medición es real y en las condiciones que todos nos podemos encontrar en el trafico diario.

La conclusión a la que podemos llegar después de una semana de uso, es bien clara: un coche muy interesante, una alternativa inteligente en un segmento difícil, coche estéticamente muy agradecido y acabados y detalles que en caso de indecisión pueden marcar la diferencia.

You may also like...

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
A %d blogueros les gusta esto: